Vira El Taconocedor

Submission by Vira Lata of Los Abandoned on Tour!  Gracias Amore!

Y ahi estaba yo, a un lado del freeway 290 en una lluviosa pero tropical noche de Houston. Me recordo a mi pueblo natal de Guaynabo. En donde llueve todos los dias y el aire es ligero con hojas de platano que abanican el paisaje.
Todo estaba en su lugar, incluso como un oasis ante mis ojos sobresalia un letrero con luces de neon que leia “Taquerias Arandas” adornado por unas bonitas chivas en rebosante pose en ambos lados del rotulo. Dadas las circunstancias y el “vibe” se antojaba algo calientito, algo sustancioso por lo que al recorrer el menu por varios minutos me decidi por el caldo de res. Sin embargo la razon de esta nota es porque he sido escogido junto a mis companeros de trabajo para cumplir una mision, una asignacion que pretende cambiar el destino de todo comensal alrededor del mundo que guste de el arte taculinario, es decir, el arte culinario del mejor invento culinario de los inventos culinarios, si hago referencia al TACO por lo que con objetividad y profesionalismo hare llegar notas a la redaccion de Taco Diaries acerca de los mejores “Taco destinies” alrededor de la union americana.

Y despues de haber dado esta breve explicacion sobre la razon de estas lineas, regresare a el menu que se postraba en mis manos y del cual ya habia ordenado aquel caldo de res, pero por supuesto que mi orden no podia estar completa sin por lo menos ordenar un Taco, asi que para honrar a las chivas que rebosantes posaban en el anuncio que distinguia a el local me decidi por un Taco de Barbacoa o como se dice en mi natal pueblo de Tangamandapio “UN TACUACHE DE BARBACHAS”. No tardo mucho en llegar, como un huerfano llego solito en un plato redondito y sobre el, como mirando hacia el cielo, en una cama de doble de tortilla (de maiz, por supuesto) reposaba la jugosa barbacoa adornada con un paisaje verde y blanco de cilantro y cebolla respectivamente. Para completar la gama de colores, isignia induscutible de mi idiosincracia prosegui a aderezar con una salsa roja que aunque no era borracha (salsa boracha es tradicional y casi imprecindible en toda barbacoa) prometia buenos resultados. El limon y unos cuantos granos de sal fueron los toques finales. Como todo buen conocedor levante el plato y acerque el respectivo unos diez centimetros cerca de mis fosas nasales para corroborar el aroma, posteriormente tome ambos extremos de la tortilla y los junte de una manera firme esto para saber si la consistencia de la tortilla no sucumbe ante la jugosa y humeda carne de chivo.

La primera mordida me translado a mi hermoso pueblo natal de Texcoco, en donde la barbacoa no es solo la especialidad, es casi una religion, ya que la sepultan en hoyos de mas de 2 metros de profundidad y la cocinan a veces hasta por dos dias para que este lista el sabado en la manana, que es cuando llega un mar de gente procedentes de todos los rincones del planeta para degustar las delicias de mi Texcoco adorado.

La carne era suave y jugosa, la tortila era consistente y sabrosa y el paisaje de cilantro y cebolla fresco. Lo que no me convencio mucho fue la salsa, pero se les perdona. Cuantas veces se puede hablar bien de un lugar que tiene como logotipo la mascota del peor equipo de futbol mexicano “las Chivas”, yes I said it, so fucking what?

En fin, el taco de barbacoa de Taquerias arandas recibe tres chiles y medio

Advertisements

Leave a comment

Filed under Food

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s